I made this widget at MyFlashFetish.com.

sábado, 13 de marzo de 2010

EL CONOCIMIENTO DE DIOS Y DE SU HIJO QUE CONDUCE A LA ETERNIDAD


Por Ingº Mario A Olcese (Apologista)
.
Jesús, Su Majestad, fue claro cuando dijo que para ganar la vida eterna es fundamental CONOCER AL PADRE, el ÚNICO DIOS VERDADERO, y a Su HIJO, EL SEÑOR JESÚS, el MESÍAS (Juan 17:3). Así que conocer a Dios y a Su Hijo significa fundamentalmente la vida eterna. A continuación veremos una serie de pasajes que hablan de la importancia de conocer a Dios y a Su Hijo:
.
Juan 1:10: En el mundo estaba, y el mundo por él fue hecho; pero el mundo no le CONOCIÓ.
.
2 Pedro 1:2: Gracia y paz os sean multiplicadas, en el CONOCIMIENTO de Dios y de nuestro Señor Jesús.
.
2 Pedro 1:5: vosotros también, poniendo toda diligencia por esto mismo, añadid a vuestra fe virtud; a la virtud, CONOCIMIENTO.
.
2 Pedro 1:8: Porque si estas cosas están en vosotros, y abundan, no os dejarán estar ociosos ni sin fruto en cuanto al CONOCIMIENTO de nuestro Señor Jesucristo.
.
2 Pedro 2:20: Ciertamente, si habiéndose ellos escapado de las contaminaciones del mundo, por el CONOCIMIENTO del Señor y Salvador Jesucristo, enredándose otra vez en ellas son vencidos, su postrer estado viene a ser peor que el primero.
.
2 Pedro 2:21: Porque mejor les hubiera sido no haber CONOCIDO el camino de la justicia, que después de haberlo CONOCIDO, volverse atrás del santo mandamiento que les fue dado.
.
2 Pedro 3:18: Antes bien, creced en la gracia y el CONOCIMIENTO de nuestro Señor y Salvador Jesucristo. A él sea gloria ahora y hasta el día de la eternidad. Amén.
.
Efesios 1:9: dándonos a CONOCER el misterio de su voluntad, según su beneplácito, el cual se había propuesto en sí mismo.
.
Efesios 1:17: para que el Dios de nuestro Señor Jesucristo, el Padre de gloria, os dé espíritu de sabiduría y de revelación en el CONOCIMIENTO de él.
.
Efesios 4:13: hasta que todos lleguemos a la unidad de la fe y del CONOCIMIENTO del Hijo de Dios, a un varón perfecto, a la medida de la estatura de la plenitud de Cristo.
.
1 Juan 4:16: Y nosotros hemos CONOCIDO y creído el amor que Dios tiene para con nosotros. Dios es amor; y el que permanece en amor, permanece en Dios, y Dios en él.
.
1 Juan 5:20: Pero sabemos que el Hijo de Dios ha venido, y nos ha dado entendimiento para CONOCER al que es verdadero; y estamos en el verdadero, en su Hijo Jesucristo. Este es el verdadero Dios, y la vida eterna.
.
Filipenses 3:8: Y ciertamente, aun estimo todas las cosas como pérdida por la excelencia del CONOCIMIENTO de Cristo Jesús, mi Señor, por amor del cual lo he perdido todo, y lo tengo por basura, para ganar a Cristo.
.
1 Timoteo 2:4: el cual quiere que todos los hombres sean salvos y vengan al CONOCIMIENTO de la verdad.
.
2 Timoteo 3:7: Estas siempre están aprendiendo, y nunca pueden llegar al CONOCIMIENTO de la verdad.
.
Hebreos 3:10: A causa de lo cual me disgusté contra esa generación, Y dije: Siempre andan vagando en su corazón, Y no han CONOCIDO mis caminos.
.
1 Juan 3:6: Todo aquel que permanece en él, no peca; todo aquel que peca, no le ha visto, ni le ha CONOCIDO.
.
1 Juan 4:8: El que no ama, no ha CONOCIDO a Dios; porque Dios es amor.
.
1 Samuel 2:12: Los hijos de Elí eran hombres impíos, y no tenían CONOCIMIENTO de Jehová.
.
Jeremías 9:24: Mas alábese en esto el que se hubiere de alabar: en entenderme y CONOCERme, que yo soy Jehová, que hago misericordia, juicio y justicia en la tierra; porque estas cosas quiero, dice Jehová.
.
Oseas 6:6: Porque misericordia quiero, y no sacrificio, y CONOCIMIENTO de Dios más que holocaustos.
.
Proverbios 2:5: Entonces entenderás el temor de Jehová, y hallarás el CONOCIMIENTO de Dios.
.
Job 21:14: Dicen, pues, a Dios: Apártate de nosotros, Porque no queremos el CONOCIMIENTO de tus caminos.
.
Oseas 4:6: Mi pueblo fue destruido, porque le faltó CONOCIMIENTO. Por cuanto desechaste el CONOCIMIENTO, yo te echaré del sacerdocio; y porque olvidaste la ley de tu Dios, también yo me olvidaré de tus hijos.
.
Isaías 11:9: No harán mal ni dañarán en todo mi santo monte; porque la tierra será llena del CONOCIMIENTO de Jehová, como las aguas cubren el mar.
.
Job. 21:14: Dicen, pues, a Dios: Apártate de nosotros, Porque no queremos el CONOCIMIENTO de tus caminos.
.
Resumen:
.
Examinando todos los pasajes anotados arriba, pregunto: ¿Qué significa entonces “conocer a Dios”? Creo que parte de la respuesta está en Colosenses 1:9,10, que dice: “Por lo cual también nosotros, desde el día que lo oímos, no cesamos de orar por vosotros, y de pedir que seáis llenos del CONOCIMIENTO DE SU VOLUNTAD en toda sabiduría e inteligencia espiritual, para que andéis como es digno del Señor, agradándole en todo, llevando fruto en toda buena obra, y creciendo en el CONOCIMIENTO DE DIOS” (también Efesios 1:9). Es decir, conocer a Dios es conocer su voluntad (o sus caminos, según Job. 21:14 y Hebreos 3:10). Además, conocer a Dios es andar sin pecar (1 Juan 3:6), y en amor (1 Juan 4:8). También andar píamente es conocer a Dios según 1 Samuel 2:12.
.
Creo que Proverbios 2 nos da una visión de lo que es conocer a Dios de una manera clara y concisa:
.
“Hijo mío, SI RECIBIÉREIS MIS PALABRAS, Y mis MANDAMIENTOS GUARDARES dentro de ti, Haciendo estar atento tu oído a la sabiduría; Si inclinares tu corazón a la prudencia, Si clamares a la inteligencia, Y a la prudencia dieres tu voz; Si como a la plata la buscares, Y la escudriñares como a tesoros, entonces entenderás el temor de Jehová, Y HALLARÁS EL CONOCIMIENTO DE DIOS. Porque Jehová da la sabiduría, Y de su boca viene el conocimiento y la inteligencia. El provee de sana sabiduría a los rectos; Es escudo a los que caminan rectamente. Es el que guarda las veredas del juicio, Y preserva el camino de sus santos. Entonces entenderás justicia, juicio Y equidad, y todo buen camino. Cuando la sabiduría entrare en tu corazón, Y la ciencia fuere grata a tu alma, La discreción te guardará; Te preservará la inteligencia, Para librarte del mal camino, De los hombres que hablan perversidades, Que dejan los caminos derechos, Para andar por sendas tenebrosas; Que se alegran haciendo el mal, Que se huelgan en las perversidades del vicio; Cuyas veredas son torcidas, Y torcidos sus caminos. Serás librado de la mujer extraña, De la ajena que halaga con sus palabras, La cual abandona al compañero de su juventud, Y se olvida del pacto de su Dios. Por lo cual su casa está inclinada a la muerte, Y sus veredas hacia los muertos; Todos los que a ella se lleguen, no volverán, Ni seguirán otra vez los senderos de la vida. Así andarás por el camino de los buenos, Y seguirás las veredas de los justos; Porque los rectos habitarán la tierra, Y los perfectos permanecerán en ella, Mas los impíos serán cortados de la tierra, Y los prevaricadores serán de ella desarraigados”.
.
Recuerden esto, queridos amigos y hermanos: Nosotros llegamos a conocer a Dios a través de Cristo. Si creemos en Cristo, y le seguimos, estamos conociendo a Dios, Su Padre, y haciendo Su Voluntad. Y la voluntad del Padre es que creamos en Su Hijo. Si lo hacemos así, estamos conociéndole, aunque no lo veamos en persona con nuestros propios ojos.
.
Dijo Jesús:
.
Juan 8:19: “Ellos le dijeron: ¿Dónde está tu Padre? Respondió Jesús: Ni a mí me conocéis, ni a mi Padre; si a mí me conocieseis, también a mi Padre CONOCERÍAIS”.
.

domingo, 7 de marzo de 2010

LOS TRINITARIOS CUENTAN CON TAN SÓLO DOS VERSOS DE LAS ESCRITURAS PARA PROBAR LA DEIDAD DEL ESPÍRITU SANTO…¡Y AÚN ASÍ ÉSTOS NO SON DEL TODO CLAROS!


Por Ingº Mario A Olcese (Apologista)

Los Trinitarios sólo pueden apoyarse en un par de versos para probar la “deidad” del Espíritu Santo, y esos versos estan en Hechos 5:3,4, que dicen: Y dijo Pedro: Ananías, ¿por qué llenó Satanás tu corazón para que mintieses al Espíritu Santo, y sustrajeses del precio de la heredad? Reteniéndola, ¿no se te quedaba a ti? y vendida, ¿no estaba en tu poder? ¿Por qué pusiste esto en tu corazón? No has mentido a los hombres, sino a Dios”.

Con este pasaje los Trinitarios creen haber encontrado la única prueba de que el Espíritu Santo es Dios, porque aquí se dice que mentir al Espíritu Santo es mentir a Dios. Sí, mis amigos, y aunque parezca mentira, este es el único pasaje que pueden esgrimir los Trinitarios para “probar” la Deidad del Espíritu Santo, y no tienen otro, ningún otro más que mostrar. Esto es curioso para una Persona que es supuestamente considerada por los “Trinotercos” como “Dios” mismo, o la Tercera Persona Divina de la Trinidad.

¿Pero qué leemos en esos dos versos en realidad? ¿Acaso que el Espíritu Santo es Dios? No. Simplemente se está diciendo que mentir al Espíritu Santo es mentir a Dios. Ahora bien, Jesús dijo en una ocasión: “El que CREE en mí, no CREE en mí, sino en el que me envió” (Juan 5:3,4). Aquí Jesús dice que aquel que cree en él, en realidad no está creyendo en él, sino en el que le envió (Su Padre). ¿Estaba aquí Jesús diciendo que él era el Padre, el único Dios verdadero? Pues no! De igual modo, ¿estaba Pedro diciéndole a Ananías que el Espíritu Santo era la Tercera Persona de la Deidad, o que era Dios mismo? No lo creo! Creo que podemos decir también aquí que el que miente al Espíritu Santo, no miente al Espíritu Santo en sí, sino al que le envió, que es el Padre. Y es que todos sabemos que el Espíritu Santo es DE DIOS EL PADRE, y Dios el Padre habla a través de Su Espíritu. Así que si alguien rechaza el Espíritu que proviene de Dios, lógicamente está rechazando al mismo Dios que lo envió o dio.

Finalmente, reto a cualquiera que me muestre otro pasaje fuera de Hechos 5:3,4 que sirva para probar la Deidad del Espíritu Santo. No es posible que los “Trinotercos” afirmen la supuesta “deidad” del Espíritu Santo por medio de interpretar de manera antojadiza un par de versos que sólo sirven para INFERIR la Deidad del Espíritu santo.

www.apologista.wordpress.com
www.apologista.over-blog.es

Mi lista de blogs

Mi lista de blogs